martes, 10 de marzo de 2009

Festival de Rock Solidario en Oliva

FESTIVAL DE ROCK SOLIDARIO EN OLIVA
ENTREVISTA A MARIO CENA Y JUAN ALBERA



Podrían ser el dúo dinámico de la solidaridad.
Un comunicador social de una de las emisoras radiales más importantes de la ciudad de Oliva (FM Joven Oliva 107.5) y un corredor inmobiliario que se define como “padre de Mauricio, Sol, Luna, Simón, Siro y esposo de Claudia”. El primero es el batero de 1.000 Bueyes y el segundo es un personaje que dedica sus ratos libres a tocar y cantar en su banda Carlito Rocanroll y los Revólveres de Cebita.
Amigos de años, rockeros de siempre y con los bolsillos cargados de ganas de ayudar, pudieron conjugarlo todo en un festival de rock solidario que dio inicio un 6 de marzo de 2004 y que no se detiene.
Durante los cinco años de presencia y los 10 festivales han podido ayudar con alimentos y vestimenta a niños que concurren a distintos comedores, desfilaron por Oliva gran cantidad de bandas locales, regionales, provinciales y de otros destinos del país. Publicaron dos discos en vivo, poseen su propia página web y hasta un DVD mostrando todo lo que realizan “a guevo”. En cuatro años han hecho mucho y han tirado por la borda, la excusa facilista de que siendo del interior del interior y de una ciudad con alma de pueblo no se puede hacer nada.
En medio de los preparativos de lo que será el 11º Festival Oliva Rock (17 de abril), nos comunicamos vía correo electrónico con los dos mentores de esta gesta solidaria, para que nos comentaran las motivaciones y los detalles de esta actividad que se desarrolla dos veces al año a 50 kilómetros de nuestra ciudad.
Sin ninguna reserva responden a todas nuestras preguntas, no escatiman detalles ni vacilan a la hora de manifestar lo que piensan, lo que ven y lo que desean. Lo que sigue es un extracto de una larga entrevista sobre el universo que encierra la realización de un festival de rock solidario. Una ardua tarea, cuya satisfacción más grande, es la sensación de bienestar que se les aloja en el pecho, al saber que han colaborado con quienes más lo necesitan.


LA HOJA: —¿Cómo surgió la idea de hacer un festival de rock en Oliva?Mario Cena: ­—Creíamos que había un espacio vacío y había que meter el rockanroll en Oliva.
Juan Albera: —La idea la tuvimos siempre con Mario cada uno en su lugar, lo que pasa es que era difícil para mí poder realizar un festival de rock en mi ciudad natal (Oliva), ya que resido en Córdoba Capital desde hace 25 años, y no es fácil encontrar a la persona de Oliva que sea responsable y solidario, que le guste el rock y que tenga muchas ganas de laburar para realizar el festival. Con el tiempo nos volvimos encontrar con Mario, un amigo de muchos años, quien ya había hecho varias cosas solidarias en Oliva en su radio. Empezamos a hablar del tema de un festival de rock en Oliva y solidario. Así comenzó. Yo viajo para allá el 30 de diciembre de 2003, a comer un asado de despedida de año con amigos (donde también estaba Mario) y allí comenzamos a darle forma. Primero hablar con los comedores que no fue fácil, y recuerdo que Hilda Brizuela (jefa del comedor “21 de abril”) estaba muy molesta, porque un tiempo atrás se había realizado un festival solidario de folclore a beneficio del comedor y pasó lo que no tiene que pasar, gente inescrupulosa que utilizó el buen nombre del comedor como bandera de presentación y que termino guardándose el dinero de lo recaudado para ellos y al comedor ni las gracias. Entonces Hilda estaba que bramaba y empezó preguntando ¿quién va pagar el salón, el sonido, las luces, los músicos, etcétera? Respondimos ahí nomás, la fecha es el 5 marzo y salón ya esta cedido gratuitamente por el club Vélez Sarsfield, el sonido y las luces se hace cargo la Municipalidad de Oliva y las bandas vienen sin cachet, o sea gratis, por ser un evento solidario… Y así se gestó el primer Oliva Rock Solidario y cabe decir que en cada festival se han juntado más de 400 Kg. de alimentos no perecederos.

LA HOJA: —¿La idea de que fuese solidario, surgió desde el primer momento?
Mario: ­—Sí... por la realidad social en Oliva, debido a las políticas neoliberales que llevaron a esta situación...
Juan: —Totalmente, en eso hubo coincidencia desde el primer momento con Mario, y la idea también fue que colaboraran entidades como comercios amigos y gente de la ciudad. Queríamos que ese día fuese un día pleno de solidaridad, pero eso no lo hemos podido lograr desgraciadamente y es materia pendiente para nosotros. Contamos con la colaboración de los clubes tanto Vélez como Independiente que siempre cedieron los salones gratuitamente, la Muni, la mutual de Vélez, el ACA, el Ministerio de la Solidaridad de la ciudad de Córdoba y amigos que laburan un montón para que esto se realice. Soy sincero en decir, que esto me duele y mucho, que la gente no colabore con los que más lo necesitan y mucha gente no lo hace aunque le sobre un paquete de arroz, fideos, polenta... para llevar ese día. Si no lo hacen ellos tendrán su respuesta y yo realmente nos los entiendo. Siempre reflexiono sobre lo mismo, qué jodido debe ser que un niño se acueste a dormir una siestita sin nada en la pancita, esa es la realidad y la responsabilidad de todos para con nuestros semejantes y ojalá fueran al festival los que tiene algún prejuicio y vean el laburo, lo ordenado y bien trabajado que es: escenario de primera, luces, sonido de Córdoba de gente que labura en el Cosquín Rock… Les comento que yo al vivir en Córdoba no hay festivales como en Oliva con 10 bandas en vivo de distintos géneros ni a palos vas a encontrar algún espectáculo así en la Capital.

LA HOJA: —¿Por qué les interesa ser solidarios?
Mario: ­—No es por interés, es un compromiso con los que menos tienen y con los que laburan en eso.

Juan: —Me interesa ser solidario por respeto a mí mismo, por convicción, por voluntad, por ganas y guevos; y ojalá que algún día lo que hacemos no se llame más solidario y que pase a ser un festival más de rock. Sería bueno que los padres de esos niños de nuestro bendito país, que van a los comedores a almorzar y cenar, pronto tengan trabajo, para poder almorzar y cenar todos juntos en su casa como debe ser. Cuando yo me fui hace 25 años de Oliva recuerdo que no existían, me pregunto, ¿por qué esto?, y la respuesta es simple: será que les conviene a los políticos para tener votos cautivos de gente con necesidades como los que van a los comedores, los piqueteros, la dádiva, bolsones, etc.

LA HOJA: —¿Hay muchos chicos que asisten a comedores en Oliva?
Mario: ­—En la actualidad concurren 85 chicos diariamente al comedor “21 de abril”.
Juan: —Ojalá no existieran los comedores solidarios pero la realidad ésta y es irrefutable y real, la gente que va a los comedores son como 90 personas todos los días y más las mamás que se llevan una vianda a su casa. Que triste debe ser no poder alimentar a tus hijos con laburo propio y que dependas de otros para tener un plato de comida.

LA HOJA: —¿Le ven alguna solución a esta problemática?
Mario: ­—Creo que la solución es la redistribución de la riqueza.
Juan: —Desgraciadamente yo no, por que el hambre y las necesidades de la gente se negocia con guantes blancos y con políticos sin escrúpulos que lo único que les importa es el poder por el poder mismo y el enriquecimiento personal, y acuden a un comedor o a visitar barrios carenciados cuando necesitan votos y llevan mercaderías, chapas, bolsas de portland, el fotógrafo y el periodista de algún diario y la televisión para que los pongan ese día en un noticiero o diario local, haciendo de solidarios. Qué caraduras estos tipos, pero es así el sistema corrupto y de esa forma se mueven estos políticos con el hambre y la necesidad de la gente, ah… eso sí, cuando pierden las elecciones no aparecen nunca más y si ganan las elecciones tampoco.

LA HOJA: —¿No les parece excesiva la cantidad de bandas que se presentan en una noche?
Mario: ­—Siempre decimos que sí, pero son tantas las bandas que quieren participar que se nos escapa el número...
Juan: —¡Qué tema! Sí, nos parece excesivo 10 bandas en una noche y siempre con Mario cuando terminamos el Festival decimos, el próximo festival ponemos siete como máximo, pero es tan difícil decir que no a tantas bandas que quieren participar del Festival. Te comento que tengo demos de bandas de todos lados de la provincia de Córdoba, Rosario, Buenos Aires pidiéndome por favor que los lleve a tocar y sabemos que tendrían que ser menos bandas pero tratamos de hacer la gamba a todas las bandas y pido mil perdón si alguna queda afuera, es por falta de tiempo.

LA HOJA: —En cada edición del Festival Solidario han ido perfeccionando y agregando algunas novedades como los CD's, el DVD, la página Web ¿qué tienen pensado para el tiempo que se viene?
Mario: ­—Eso es a partir de ideas de quienes somos los organizadores, de amigos, de músicos y son ideas de las que vemos la posibilidad de materializarlas.
Juan: —Todo ha sido un gran laburo de amigos y de gente que no conocía y que da una mano de onda, para que se hayan realizado dos discos en vivo editados en Córdoba con un tema por banda, con arte de tapa de primera. El primero se llama VIVO EN OLIVA, lo laburamos y editamos con Darío Pozzi y yo. En estos disco participan dos bandas de Villa María, Motorblues y Sopló el Fantasma. El segundo disco se llama VAMOS VENGAN TODOS. Con el DVD fue raro porque aparecieron dos personajes de onda, uno de Oliva, Darío Falconi y el otro de Villa María, Robinson Ríos de DyG Realizaciones diciéndome que querían hacer un DVD del Festival. Lo primero que dijimos no hay drama, pero no tenemos un mango para esto. La respuesta no se hizo esperar por parte de ellos, nosotros ponemos todo lo que hace falta y así se hizo, un muy buen DVD de una hora reflejando todo el Festival, música, gente laburando y las bandas; ya lo presentamos en Oliva hace un año. Con la página WEB www.olivarocksolidario.com.ar también apareció de Córdoba. Marche Ábalos que es el fotógrafo del Festival me dijo que podía hacer la página, se puso y hoy es una realidad donde la gente escucha los dos discos editados, ve fotos y toda la información de pasados festivales y del próximo festival que es tentativamente el 7 noviembre de 2008. También están las remeras del festival a precio de costo, si algo no nos ha faltado es guevos, voluntad y laburo. La idea es seguir ya que el próximo es el 10 Oliva Rock y queremos traer en algún momento alguien de renombre; pero el Oliva Rock es un lugar que tiene bandas para expresarse y para dar una mano.

LA HOJA: —¿De dónde son las bandas que se presentan?
Mario: ­—Las bandas son principalmente de Oliva, zona y Córdoba Capital.
Juan: —Te menciono las bandas que han participado de los distintos festivales: Lavidalabal, Los Gusanos, Dale Mecha, Sabio Regresor, La 25, La Javie, Takikardia, éstas de Oliva; Motorblues y Sopló el Fantasma de Villa María; Kaskote y Cruzados de Oncativo; Síndrome Carpeano de Colazo; Tismo de La Cumbre; Terraplén Blues de Balnearia; Vortex de Manfredi; Cristalito de Laguna Larga; Loctava; Los Búfalos Sedientos; 250 Centavos, La Pata de la Tuerta, Praxis, La Reserva, La Burleta, La Peluca Rabiosa, Rey Garufa, Carmen, Abismal, Ultranza, Fierro, Al Rolazo, 3dv, Volt, Pitucho Villela y Amigo con Pol Castillo, Black Oliva, Jorge Invertí, todas éstas son de Córdoba, Malpaso de Catamarca y tantas otras.

LA HOJA: —¿Cómo ven al rock de la ciudad? ¿Hay bandas? ¿Hay movida?
Mario: ­—Siempre hubo movida en Oliva con bandas de rock, pero creo que a partir de la realización de los festivales solidarios, es como que surgieron muchas más.

LA HOJA: —¿Qué deseo quisieran cumplir a través del festival?
Mario: ­—No sé si deseo a cumplir, pero lo cierto es que por lo menos, se hace algo para poder cambiar un poco esto y los músicos de las bandas están comprometidos con eso también...
Juan: —Que el Oliva Rock no sea más solidario, que sea un festival donde los músicos toquen y cobren por su presentación, que la gente pueda pagar una entrada sin tener que ayudar a nadie. Eso sería una señal de que todo está bien en este país y que cada cosa esta en su lugar. Mil agradecimientos a mi familia por bancarme ya que con esto les robo bastante tiempo para estar juntos, pero no me puedo quedar con los brazos cruzados y si hacer nada…
Esto va para la gente de Villa María y de buena onda che, me pregunto ¿no hay rock o seguidores en Villa María que acompañe las bandas? ¿qué pasa?, apoyen a las bandas under que son las únicas bandas que van a poder ser parte de algo como su resurgimiento si se da en el arte nacional, y si no pásala bien escuchándolas que no es poca cosa, vieja. En esa ciudad hay dos pedazos de bandas que vinieron a distintos festivales y a las que conozco muy bien como Motorblues y Sopló el Fantasma y los pibes vinieron solos.
También agradezco a las bandas que han participado en las diez ediciones sin cobrar un mango, por que sin ellas el Festival no arranca. Mario vamos para adelante como siempre y para aquel que tenga una idea o más para aportar, acá estamos para escuchar, envíanos tu mensaje a la página http://www.olivarocksolidario.com.ar/



(*) Publicado en revista La Hoja, Villa María.
Publicar un comentario