miércoles, 18 de abril de 2012

Magdalena Castro. Escrito "con la candidez de una niña"


La escritora Magdalena Castro presentó “Es todo lo que ofrezco”

ESCRITO "CON LA CANDIDEZ DE UNA NIÑA"

El pasado lunes, en el bar “Peor para el sol” se socializó el segundo libro de poesías de la autora local. La presentación contó con las palabras de Susana Zazzetti y Fernando de Zárate




“Caprichosos son los caminos de la poesía. Hace unos años, en su anterior libro ‘Después de mí’, Magdalena Castro, poetisa de la ilusión y la transparencia, escribía con la candidez de una niña, con el decoro de una mujer. Desde entonces, a hoy, su escritura ha sellado una etapa, ha saltado un abismo en fondo y forma de estilo, ha crecido en una madurez sólida, que busca en la palabra decirse, llegar al otro, establecer un puente y dejar que el subjetivismo del lector abra su horizonte interpretativo y atrape la esencia de su mensaje.”
Con estas palabras, Susana Zazzetti, abría una tarde de celebración, un momento íntimo entre amigos, en el que Castro presentó su segundo poemario titulado “Es todo lo que ofrezco” (El Mensú, 2012).



La certeza de la palabra

Zazzetti, coordinadora del taller literario al que asiste la autora, resaltó el crecimiento poético de la misma. “Es todo lo que ofrezco” pone sobre la mesa casi una treintena de composiciones en las que la poetisa se yergue y desde su mirada amplia, nos habla del amor que ya no regresa pero que se ha convertido en esencia intrínseca a su ser; que nos grita el dolor del desgarro que queda atrás y que es preciso superar; que intenta romper el estentóreo silencio y acallar el llanto de los perros que se cuelan en la madrugada… este poemario es, además, la expresión de una mujer que, a pesar de los escollos, sigue adelante “como una hormiga cargando su palabra”.
Por su parte, el escritor Fernando de Zárate, anfitrión junto a Zazzetti de esta celebración, afirmó “categórico es el poema que da título al libro, pero en verdad, a partir de su hondura y belleza, creemos que Magdalena Castro puede seguir ofreciendo más y más, porque su poesía es vida latente, y su libro representa la certeza de que para la poetisa tiene la palabra.” Esa pieza, reza como colofón del libro: “Es todo lo que ofrezco: / palomas en vuelo, / caballos blancos, / ventanas abiertas; / y un pie / bendito / que aplasta / a la serpiente.”



(*) Publicado en EL DIARIO del Centro del País,
18 de abril de 2012
Villa María, Córdoba, Argentina.
Publicar un comentario